Maite Farrés y Rodolfo Fernández, madre y padre de Rudy y Marta Fernández. | F.Fernández

0

El mundo del baloncesto está de luto tras conocer en la mañana de este viernes el fallecimiento, a los 66 años de edad, de Rodolfo Fernández, padre de los baloncestistas mallorquines Rudy y Marta Fernández y una persona muy vinculada al deporte de la canasta en la Isla, donde desarrolló buena parte de su trayectoria como jugador, formando parte de una generación que dejó un gran recuerdo en su momento. Ahora, sus numerosos amigos en la Isla y los compañeros en su singladura deportiva despiden demasiado pronto a uno de los suyos, con quienes mantenía una larga relación desde su llegada a Mallorca en la década de los 70.

Rodolfo Fernández padre fue jugador del Sant Josep en la Segunda División, y una vez retirado, fue una figura clave en la trayectoria de su hijos, Rudy y Marta Fernández como jugadores ya desde su etapa en el colegio Sant Josep Obrer, habiendo jugado antes en el Joventut de Badalona, donde Rudy se forjó una carrera que le llevó a la NBA. Además, en los últimos años era uno de los motores del Campus RF5, que organiza el internacional y alero del Real Madrid, de la mano también de su hermana Marta, y en el que Rodolfo se implicó de manera especial. Un engranaje en el que Maite, esposa de Rodolfo y madre de los hermanos Fernández, era también una pieza clave. La unidad es un rasgo muy definitorio de la familia Fernández Farrés, que pierde a uno de sus puntales.

El Real Madrid quiso lamentar tan dolorosa pérdida de uno de sus referentes deportivos en un comunicado oficial. «El presidente y su Junta Directiva lamentan profundamente el fallecimiento de Rodolfo Fernández, padre de nuestro jugador Rudy Fernández. El Real Madrid quiere expresar sus condolencias y su cariño y afecto a su esposa, Maite, a sus hijos Rudy y Marta, y a todos sus familiares y seres queridos», reza la breve nota emitida por el club blanco.