Los bomberos del parque de Sóller excarcelaron a la conductora del vehículo tras quedar atrapada.

1

Una furgoneta se estrelló contra un muro de piedra, este miércoles por la noche, en la carretera de Lluc, a la altura del Mirador de ses Barques. La conductora del vehículo perdió el control por causas que se están investigando y acabó empotrada contra el empedrado. La mujer, de nacionalidad española y otros dos ocupantes, de origen árabe, resultaron heridos leves.

Los bomberos del parque de Sóller fueron movilizados a consecuencia del accidente alrededor de las 21.00 horas y se desplazaron con urgencia hasta el lugar. La conductora, de unos 60 años y residente en Sóller, se encontraba atrapada en la furgoneta y tuvo que ser excarcelada por los equipos de rescate.

Una ambulancia del SAMU-061 también acudió para asistir a los implicados en el siniestro, que sufrieron heridas de carácter leve como golpes y magulladuras. Las sanitarios atendieron a las víctimas, que venían de trabajar en sa Calobra, según han informado a este periódico fuentes de los servicios de emergencias.