MALLORCA. PLAYAS. PLAYAS PARA ENAMORARSE EN EL LITORAL MALLORQUIN. CALA FALCO. | R.L.

1

A pocos kilómetros de concurridos núcleos turísticos como Magaluf, encontramos Cala Falcó, un arenal muy pequeño, de unos 60 metros de ancho y 25 de largo, perfecto para huir del albedrío característico de la zona. Un pinar al fondo de la cala ofrece sombra y cierto descanso del intenso sol del verano. Las aguas son cristalinas, y normalmente tranquilas, a no ser que sople viento del sur, por lo que son perfectas para los amantes del snorkel. Además, la zona cuenta con gran cantidad de vida submarina, escondida entre las rocas cercanas a los acantilados que bordean la cala. Apenas 1,5 kilómetros de distancia separan la cala del islote Illa del Sec, en cuyo fondo, a unos 30 metros de profundidad, yacen los restos de un barco griego, visita obligada para los amantes del buceo.

El acceso a Cala Falcó a través de unas largas escaleras, que bajan desde uno de los acantilados, puede ser difícil ir con niños o gente de movilidad reducida. Quizá por esto es frecuentada en su mayoría por parejas y grupos de amigos. A pocos metros del mar hay servicio de hamacas y sombrillas, así como un pequeño chiringuito, con aires surferos, donde tomar algún menú o cóctel tras un intenso día de playa.

Otro de los puntos positivos de Cala Falcó es el transporte. A poco más de 20 minutos en coche desde Palma, cerca de las escaleras hay una zona asfaltada donde aparcar. Si optamos por el transporte público, es posible llegar desde la Estación Intermodal hasta la parada Margalides (11185), a 1km de la cala, cogiendo la línea 105 del TIB. El resto, habrá que hacerlo caminando (unos 15 minutos).

MALLORCA. PLAYAS. PLAYA DE CALA FALCO.
Bañistas en Cala Falcó.

Características

Servicios de socorrismo: Sí.

Duchas: Sí.

Lavabos: No.

Restaurantes: Sí.